La danesa Susanne Bier,una de las grandes realizadoras del cine europeo, ya nos había sorprendido hace un par de años con esa magnífica película que es Después de la boda.

Ahora, En un mundo mejor sigue manteniendo su altísimo nivel, esta vez fijando la mirada en la comunicación padres- hijos, la violencia y la no violencia, creando un poderoso drama contemporáneo.

La cinta arranca presentándonos a Anton, un idealista médico danés que trabaja en un campo de refugiados en algún país africano. Su mujer y su hijo Elías viven solos en Dinamarca. Proseguimos enterándonos que Elías es maltratado en el colegio por sus propios compañeros y se siente aislado a causa del matonaje, hoy llamado bullying. Pero cuando llega al colegio Christian, un niño huérfano de madre que expresa su dolor por medio de la violencia, encuentra un amigo. El problema es que esa amistad se convertirá en un peligroso juego de venganza y rabia que, además de perturbar la vida de sus familias, llevará a todos a cuestionarse sus ideales.

Christian es el niño duro, o al menos quiere serlo; su manera de entender el mundo es que si te rindes eres débil. Elías, por formación, está en el polo opuesto, es dócil, vulnerable e indefenso, y por lo mismo, se siente atraído por la fuerza de Christian, por la protección que siente él le brinda. Pero al mismo tiempo tiene miedo, pues debe preguntarse sobre lo que está bien y lo que está mal.

Muchos otros temas atraviesan la cinta: la orfandad, la viudez, el dolor de las pérdidas, los conflictos conyugales y el horizonte de la reconciliación. Las dudas sobre cómo educar a nuestros hijos.

Así, Bier se mueve con maestría en los manifiestos y también sutiles modos de la violencia, mostrándonos personajes llenos de matices y carga emocional, haciendo que reflexionemos hondamente sobre la vida, la ley del talión y la ley del amor. Los dilemas morales y éticos que aparecen llevan a hacerse una pregunta aterradora: ¿ y si no fuese posible un mundo mejor?

(“Yo los envío como a ovejas en medio de lobos: sean entonces astutos como serpientes y sencillos como palomas”: Mateo 10, 16-23).

Justamente premiada, entre otros galardones ha obtenido el Globo de Oro y el Óscar a la mejor película de habla no inglesa.

¡No se la pierdan!

Susanne Bier. Hævnen (Venganza).Traducida al inglés y español como En un mundo mejor. Dinamarca, Año 2010.