“Me encanta que te guste el fútbol”, me dijeron por ahí.  Amo los mundiales, sobre todo si juega Argentina, mi tierra natal.

Disfruto de un partido, así como de un chocolate.  Para mí no es sinónimo de estar dormida o anestesiada por el sistema, sino un momento más de conexión con la alegría de estar encarnada. La alegría, que eleva inmediatamente la vibración. Quizás no sea casualidad que la mirada de todo el mundo esté hoy sobre Argentina, Argenta, la nueva tierra. (Averigüen).

Por supuesto está el tema de Amir, el futbolista iraní sentenciado a muerte. Quizás muchos esperábamos un gesto humanitario para visibilizar la situación. Aún así, sin ese guiño, gran parte de la humanidad, mira hoy  estas ejecuciones, así como otras atrocidades y abusos que se comenten en el mundo, como paradigmas de la vieja programación. Porque la luz está creciendo, e iluminará hasta los rincones más oscuros del planeta.

Y la entrada de Júpiter en Aries (el próximo martes), tiene todo que ver con esto. Porque Júpiter rige el sentido, las creencias, la expansión de la conciencia, y en Aries nos trae una nueva visión de la vida, el inicio de una maestría nueva como humanidad.

El miércoles, el Sol entrará en Capricornio, marcando el Solsticio de Verano y formando un stellium junto a Mercurio, Venus y Plutón, diciendo todos para uno, y uno para todos: lo que comunicamos, lo que valoramos, lo que transformamos en aquella construcción nueva de una nueva identidad. Felicidades a los prudentes, prácticos, disciplinados, trabajadores y ambiciosos Capricornianos.

La cuadratura del Sol con Júpiter en Aries marcará que las metas a largo plazo, tendrán que ver con este nuevo sentido, con estas nuevas creencias que vamos gestando, para una nueva identidad. Ojo con la sombra de esto, que son los excesos referidos a los absolutismos y los fundamentalismos.

El jueves, entre el Solsticio y la Luna Nueva, brindaremos en cuarteto, una ceremonia mixta de fin de año, para despedir el 2022 y abrazar el 2023. Al son del tambor y de la limpieza con sahumos, haremos un viaje para mirar el camino recorrido, soltando lo que ya no queremos llevar, e intencionando nuestros propósitos hacia adelante.


El viernes, se formará la Luna Nueva en Capricornio, que hará un trígono con Urano en Tauro; así nos atreveremos a ir por nuevos valores y consolidarlos en nuevos sistemas y en nuevas estructuras. Mercurio en trígono a Urano, contribuirá con nuevos pensamientos, nuevas ideas, nuevas maneras de hacer comercio, nuevos caminos.

P.S. La túnica fea me sobró. Podría aventurar todo un análisis simbólico referido a ella. Solo diré que es paradigma de antiguos sistemas jerárquicos; en el whatsapp familiar me contaron que es una prenda tradicional de Qatar, hecha a mano para altos dignatarios. Y Messi, además de ser un futbolista estelar, es un gran ser humano.