Comfreak / Pixabay

Iniciamos la semana con la Luna Llena en Sagitario, que como todas las lunas llenas, es un momento de cosechar algo, que probablemente hayamos plantado en diciembre, en la Luna Nueva del año pasado.

Y esta lunación, nos propondrá a todos, encontrar el sentido a nuestra vida, luego de que muchas verdades internas, están saliendo a la luz externa.

Se vienen unos días turbulentos, así es que a abrocharse los cinturones.

Marte encontrándose con Mercurio, ambos en Cáncer, en oposición a la conjunción Saturno Plutón, formarán un escenario complejo, que puede traer mucho proceso mental interno; podríamos volvernos muy emocionales e irascibles, lo cuál podría traer gran frustración, pues Marte quiere acción, y Saturno enlentece y burocratiza la acción. Podríamos esperar conflictos familiares, agresividad o desenlaces en los vínculos.

En lo global, hay peligro de discusiones, expresiones iracundas, luchas de poder, guerras, conflictos, explosiones, mucha tensión, mucho querer controlar al otro, y todo motivado por razones emocionales.

A nivel evolutivo, es decir, tomando dominio de esta situación (y no que la situación nos domine a nosotros), deberíamos ser capaces de integrar nuestro deseo de acción, de conquista, con disciplina y planes a largo plazo. Y con Plutón involucrado, que el plan contemple algo profundo y esencial. Cuidar las palabras (la lengua podría tornarse especialmente filuda) y no tomar decisiones apresuradas esta semana, pues después de todo, ya sabemos, que lo que vale la pena en la vida, se forja paso a paso y a fuego lento.

El viernes Neptuno empezará a retrogradar , invitándonos a meternos para adentro y conectar con la espiritualidad, los sueños y la intuición. Ese mismo día será el Solstcio de Invierno. Plantemos semillas, que acunadas bajo el silencio y la oscuridad, puedan florecer en la próxima primavera.

Seguimos haciendo Astrología para todos. Templanza, Fortaleza y Paciencia, nos aguardan como herramientas, para labrar el jardín durante esta semana.